La fotografía de hoy es de María José Arias. Imagen del exterior del mercado central de abastos de Salamanca.

El mercado se ubicaba en los orígenes del siglo XII y XIII en la plaza llamada Azogue Viejo junto a la Catedral Vieja de Salamanca. Al cabo del tiempo el mercado se traslada a la plaza que se encontraba en torno a iglesia de San Martín en medio de la “plaza de San Martín” (previa a la actual Plaza Mayor) que era una plaza de grandes dimensiones. Durante el periodo que va desde el año 1729 al 1756 se produjo la construcción de la plaza tal como está actualmente. El Ayuntamiento de Salamanca se encargó de la distribución de alimentos en la ciudad desde el siglo XVIII, quedando relegado a un espacio adyacente convertido en la Plaza del Mercado (en la denominada Plaza de Verdura).

Pronto se pensó, gracias a las ideas higienistas de comienzos de finales del siglo XIX ofrecer a los salmantinos un mercado cubierto. A finales del siglo XIX el ayuntamiento realiza un concurso que finalmente gana el arquitecto jerezano Joaquín de Vargas y Aguirre que diseñe y ejecute el edificio. Durante el periodo de 1899-1909 se realiza. Las dificultades económicas retrasaron la obra por un periodo de once años. Finalmente se inaugura el 15 de abril de 1909.

Menú