Conferencia `La trascendencia universal de Salamanca y España en los Siglos de Oro´

Domingo de Soto anticipándose más de una década a las leyes de Newton.

Juan Caramuel casi un siglo antes de Leibniz describiendo el código binario, base del actual lenguaje informático.

La salmantina Lucía de Medrano catedrática de la Universidad en el siglo XVI.

Jerónimo de Ayanz inventa el traje de buzo en el siglo XVII…

Todos estos ejemplos y otros más fueron listados y explicados por el doctor Guillermo Pérez Galicia en la conferencia «La trascendencia universal de Salamanca y España en los Siglos de Oro», dentro de la Semana del Siglo de Oro que se está celebrando en Salamanca.

La conferencia tuvo lugar en la iglesia de San Sebastián —antigua capilla del Colegio Mayor de San Bartolomé, del que surgieron tantos otros colegios mayores en la Península y toda la Hispanidad— con total éxito de asistencia, hasta llenar el aforo.

Quedan así reflejadas las ganas e interés creciente que tiene todo el mundo por conocer nuestra historia y los grandes logros de nuestros antepasados; y es que «caminamos sobre hombros de gigantes».

Nuestro pasado está lleno de grandes personas que con su estudio, trabajo y esfuerzo llevaron a España a lo más alto de las ciencias y las letras en aquellos siglos de oro.

Y es que si en Italia tienen a Leonardo da Vinci, en España tenemos a numerosas personas de igual o mayor talla intelectual e igualmente prolíficos en distintas artes, como pueden ser los anteriormente citados Juan Caramuel, Domingo de Soto…

Pérez Galicia no sólo argumentó la valía del pueblo español como pionero de la llamada «Revolución Científica», sino el contraste moral y ético entre la Monarquía Hispánica (luchadora infatigable para liberar de la esclavitud y la barbarie a distintos pueblos), y otras potencias no sólo notablemente atrasadas en ciencia, sino dedicadas a horrendos crímenes contra toda la humanidad.

Este tipo de eventos (dando la batalla cultural frente a la historia inventada contra la realidad y logros de España), son necesarios para reivindicar con hechos y datos contrastados que España y la Escuela de Salamanca marcaron la diferencia frente a otras naciones: fueron los grandes precursores de la ciencia y las humanidades, así como los mayores defensores del derecho natural y las libertades concretas.

Es una información que recoge la web de la Asociación Beatriz Galindo `La Latina´en la que Guillermo Pérez es presidente.

Menú