Fotografía de Luis A. Cuadrado. Imagen de la iglesia de San Martín, una de las más bellas y con más historia de la capital, pero a la vez de las menos conocidas. Pasamos por delante decenas de veces pero entramos pocas a ver su interior.

La iglesia fue construida sobre una ermita dedicada a San Pedro en el siglo XII, concretamente en el año 1103 por iniciativa del conde Martín Fernández en el barrio de los toresanos durante la repoblación de la ciudad. Por aquel entonces, en 1173, se denominaba la iglesia “San Martín del Mercado” o “San Martín de la Plaza”.​ Fue declarada Monumento Histórico-Artístico Nacional (Bien de Interés Cultural) en 1931.

Menú