Imagen del fotógrafo Alberto de Francisco. Alba de Tormes en su entrada por el puente, con el reflejo de la basílica inconclusa de Santa Teresa y de la iglesia de San Pedro Apóstol.

Tierra de buena gente y en la que providencialmente la Santa entregó su alma a Dios y donde se conservan sus restos.

Menú